Use advanced navigation for a better experience.
You can quickly scroll through posts by pressing the above keyboard keys. Now press the button in right corner to close this window.

Realidad Virtual – Post GDC 2015 , Impresiones

 

Pasaron algunos meses desde que hice la primera parte de mis delirios sobre realidad virtual, donde intentaba hacer un primer enfoque e introducción sobre toda esta cosa loca del VR.

Durante el transcurso de ese primer post, a el día de hoy, muchas cosas me sucedieron (y me suceden) y hay varias de las cuales que, creo, estaría bueno empezar a compartir.

En los próximos días tanto yo, como Mauricio, con quien más fuerza le metemos a The Hum, pensamos ir subiendo notas técnicas sobre VR y aquello que vamos aprendiendo en el proceso. Esta nota es un poquito más general, así que, acá le vamos.

 

River VR Program

El gran cambio gran para mí y mis proyectos, fue haber sido elegido para el programa de aceleración River de Rothenberg Ventures, donde 13 empresas de diversas partes del mundo, todas trabajando e intentando innovar en distintas áreas de la Realidad Virtual, fueron seleccionadas para juntarse en San Francisco y ser parte de una primer incubación en todo esto del VR.

Tuve la increíble suerte de ser seleccionado con The Hum y mi estudio Thotwise. El programa River dura 3 meses, de los cuales ya transcurrieron casi 2 y, aunque parezca poco tiempo, puedo garantizar que la palabra “aceleradora“, está bastante acertada.

En mi estadía en las oficinas de co-working de Rothenberg Ventures, no solo conocí gente de varios países haciendo cosas muy grosas en VR, sino que uno tiene contacto semi-cotidiano con las empresas punteras en este mundo del soft, videojuegos, hardware y realidad virtual.

Guardando por supuesto el respeto por lo confidencial de este universo, voy a compartir algunas cosas que me van quedando claras de este proceso de desarrollo, aprendizaje y aventura.

10653337_768702063225508_7926595810992629596_n

 

Realidad Virtual, más real que nunca

Después de la GDC 2015 quedó clarísimo que este es el año del VR. No para el consumidor final, eso es cierto, pero no estamos muy lejos en el tiempo para que sí lo sea.

Es muy divertido corroborar que la mayoría de la gente ni siquiera conoce aún de la existencia de cosas como Oculus Rift. Incluso entre developers y gamers, no es raro que se desconozca la existencia de tecnología tan tangible.

Ya sea entre los que oyen por primera vez hablar sobre Oculus, Vive o Morpheus, o entre los  que sí vienen siguiendo la movida, es muy común ver un gran excepticismo acerca de la viabilidad del asunto.  Si bien hay entusiasmo, la mayoría de la gente tiene cierto convencimiento de que esto va a ser otra “vendida de humo”.

Hoy me toca hablar de primera mano, ya que, afortunadamente, soy bien parte de esta industria nueva del VR y, con una mano en el corazón, dudo muchísimo que el VR no sea el futuro hoy. Las empresas esperan largar sus devices en algún momento del 2016, lo que sería la primer oleada comercial de la realidad virtual. Sí, es posible que esta primer oleada no vaya a ser un boom instantáneo (o sí.. ¿quién sabe?), pero puedo garantizar que, para el 2020, las tecnologías relacionadas con la realidad virtual van a estar tan inmersas en nuestra vida cotidiana como lo están hoy internet y los dispositivos móviles.

JC con el Samsung Gear VR, una de las opciones predilectas de muchos developers

JC con el Samsung Gear VR, una de las opciones predilectas de muchos developers

 

¿Es momento de poner esfuerzo en desarrollar para VR?

Es momento. Aunque por supuesto depende del tiempo y el presupuesto de cada uno. Hoy, 2015, no hay market para VR. Pero antes de que cualquiera se de cuenta, estará entre nosotros. Además, las herramientas para desarrollar muy buen contenido no solo están al alcance, sino que incluso son gratis. Años atras, disponer de Unity o Unreal Engine sin pagar, era más que un sueño.

No hay que olvidar que VR no es sólo “jueguitos”. La cantidad de aplicaciones que puede uno darle al VR son incontables, he ahí su potencial. Y uno puede encontrar ya, hoy, usando mobile vr como Samsung Gear VR (u otros)alguna veta comercial o producto innovador en industrias como la medicina, el entretenimiento (no juegos en sí, sino turismo, parques, cine, teatros, museos…), la ingeniería, etc.

Como todo nuevo mundo o tecnología revolucionaria, necesita también un cambio de mentalidad. Si la mentalidad es hacer lo que ya existe, pero en VR, entonces no es para vos. Al menos hoy, quien se adentre en este mundo, es el soñador, el visionario, el que quiere explorar e, incluso, el que quiere definir la industria. Ya vendrá el tiempo de copiar lo que ya existe.

Con todo esto en vista, la parte de “todo depende del presupuesto”, se aliviana. Si uno es innovador y tiene entre manos una idea y un prototipo de producto VR que te vuele la cabeza, vas a encontrar algún interesado en apoyarte económicamente.

A algunas personas, esto de no tener todo definido les asusta, ¡Pero yo prefiero pensar que tengo en mis manos la posibilidad de hacer algo nunca antes visto!

 

El riesgo, lo bueno y lo malo

Mi “miedo” es que, frente a la facilidad de desarrollar, la cantidad de productos de muy baja calidad sea tan alta, que la sensación general sobre el VR se derrumbe inicialmente. De todas formas, creo que esa barrera se va a romper eventualmente, ya que la tecnología es mucho más potente de lo que muchos creen (y eso que aún hablamos de prototipos), y los desarrolladores talentosos e innovadores, están poniendo mucho esfuerzo en destacar. Lo veo a mi alrededor todo el tiempo, en gente de increíble talento, experimentando y creando experiencias que, años atrás, eran impensadas.

De momento, la experiencia VR de la mayoría de la gente es Oculus Rift, y si bien sus demos técnicas más cuidadas son indudablemente buenas (sobre todos las que se pueden probar en privado o en eventos), yo pongo mis fichas a 2 competidores: Sony Project Morpheus y Steam/HTC Vive. ¿Por qué? Porque sus filtros son un poco más altos en lineas generales y estoy seguro que en los títulos exclusivos que puedan venir bajo estas firmas, son lo que van a mostrar el verdadero poder del VR, independientemente del factor “device”.

Personalmente, con nuestro proyecto actual en Thotwise (The Hum Abductions), tenemos la suerte de estar definiendo un poco este camino (aún no puedo contar mucho más, pero pronto!), y espero que con el paso de los meses, empiecen a aparecer nuevas camadas dedicadas al VR. Si hay algo que, indudablemente sueño más que nunca, es ver esta nueva realidad, hecha realidad.

 Algunas charlas interesantes:

Leave a reply

 

small_keyboard